Literatura fantástica

La manera más sencilla de describir la literatura de ciencia-ficción es decir que es la respuesta humana a los cambios al nivel de ciencia y tecnología.

De hecho, toda la literatura trata de nosotros, de lo que nos ocurre y cómo, pero la ciencia ficción se ha acreditado como una narrativa de ideas, una manera de explicar historias en la cual el elemento determinante es la especulación imaginativa. Partiendo de este punto de inverosimilitud, las narraciones de este género intentan responder a la pregunta: ¿Qué pasaría sí…? Y a continuación abordan un análisis de las consecuencias de una hipótesis considerada no habitual o que aún es prematura para ser factible al mundo real.

En otras palabras: Se trata de situar a los personajes ante unas situaciones que no se dan en el mundo real y que la especulación sirva para establecer comparaciones con el mundo que nos rodea. Casi se podría decir que la ciencia ficción es un género filosófico.

Las buenas obras de ciencia ficción tienen la capacidad de tener lecturas superpuestas, como las capas de las cebollas, una más lúdica, de fácil lectura y otras debajo que nos hacen reflexionar y disfrutarlas a otro nivel.

Este taller profundiza en los aspectos singulares de este género. Se estudia también las grandes obras y se analiza su relación con el resto de la ficción.

¿Necesita más información? Póngase en contacto conmigo. Utilice el Formulario de Contacto.